El presidente de la República, contagiado de covid-19

Por Sergio Mejía Cano

En la virtual mesa de análisis semanal de la Unión de Columnistas y Articulistas (UCAN), que preside la licenciada Lily Cayeros, se tocó el tema, entre otros, el de la salud del presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO), principalmente por lo que conlleva debido a la investidura y por lo que podría significar en que los síntomas se pudieran agravar que, esperemos que no.

El profesor, académico y analista, Carlos Fránquez, señaló que por lo desgastante de sus conferencias matutinas, podría haber aprovechado AMLO el haber dado positivo en la prueba del covid-19 para descansar un poco, y al sentir leves los síntomas, después de salir avante del posible contagio, aparecer como uno más de los que logran vencer el coronavirus, resurgiendo en las preferencias populares, para dar más empuje después a su investidura, por una probable caída en las preferencias populares. Y añadió Carlos Fránquez, que se le hace raro que aún no esté hospitalizado AMLO, tal y como lo requieren los cuidados para un personaje de su investidura.

Sin embargo, el destacado periodista nayarita, Marco Vinicio Jaime, no coincidió en parte con el profesor Fránquez, al decir que por ningún motivo AMLO podría prestarse a una estrategia de este tipo de simular su enfermedad, por lo que lo más probable es que sí esté enfermo AMLO, porque por el momento electoral, en nada le favorecería al partido de su creación: Morena, porque así diga AMLO que por ser presidente de todos los mexicanos, ahora está sin partido, aun así simboliza a Morena; y sí podría estar enfermo en realidad, porque de otro modo no se apartaría de sus conferencias que tanto le reditúan en cuanto a información y, que por aparecer diariamente en sus mañaneras, de alguna forma podría influir en varios electores. Por lo que habría de tomarse en cuenta algo muy peculiar: el coronavirus ha atacado el Palacio Nacional, y esto no podría tomarse tan a la ligera, sino más bien, como algo que prende aún más la alarma de esta nefasta pandemia.

Pero es bueno recordar que entre los que se ha dicho que han resultado infectados o contagiados del covid-19, algunos no han logrado superar la enfermedad, pero otros sí, pues tal y como están las cosas hoy en día, la dichosa pandemia, por lo visto, no está respetando clases ni condición social, porque así como se han contagiado infinidad de gente de las clases populares, en igual forma también empresarios, gente del espectáculo y del deporte. Desde luego que unos se han ido, y otros la han librado, afortunadamente.

He aquí el caso del ahora precandidato a la gubernatura del estado de Nayarit, el doctor Miguel Ángel Navarro Quintero, quien tras unos días de reposo y atención salió avante del contagio, y así como el doctor Navarro Quintero, se ha sabido de otros casos similares en donde personajes de la política tanto nacional como estatal se han visto con problemas de salud debido a la pandemia y afortunadamente se recuperaron; sin embargo, también está el caso de otros personajes tanto de la política como de la farándula y del deporte que nos han abandonado infortunadamente; y no se diga de gente del pueblo en que unos la han librado y otros desgraciadamente no.

Lo que sí es un hecho contundente, es que por lo visto la pandemia está causando estragos entre la población de todas las edades y posición social; sin embargo, un hecho que resalta, y que mucha gente lo ha publicado en redes sociales y en forma personal, es el hecho de que se tienen evidencias de que mucha gente se ha recuperado permaneciendo en su casa, más que la que ingresa a un hospital, porque ya entrando a una institución de Salud, es más difícil salir de ahí con vida; obvio que es una percepción de muchas personas: pero el caso es que si hay algún lugar en el mundo que presente más posibilidades de contagios, son los hospitales de todo tipo, así sean públicos o privados, pues hasta el hospital más caro y lujoso, podría ser un probable foco de infección, y más, porque por lo regular, de acuerdo a lo que se ha documentado y han dicho infinidad de médicos, al llegar un enfermo a un hospital, casi siempre trae sus defensas orgánicas muy bajas porque estas están ocupadas atendiendo el malestar del enfermo, por lo que bacterias y virus podrían entrar más fácilmente en un organismo ya debilitado, ¿y dónde podría infectarse más rápido una persona con defensas orgánicas bajas? Pues en los hospitales desde luego, así sean públicos, privados, de lujo y muy ostentosos y por supuesto, caros.

Sea pues. Vale.


SI TE AGRADA ESTE PROYECTO AYÚDANOS A MANTENERLO Y CRECER, DONA A LA TARJETA OXXO 4766 8416 4653 8598

NUESTRO AGRADECIMIENTO.


 
Comparte este artículo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *