Moliendo café

Por José Guadalupe Rocha Esparza

En 1958, época de oro de la música popular venezolana, Hugo Blanco compuso un tema de éxito inmediato y universal cuando solo contaba con 18 años, por su pegajoso ritmo que imponen el arpa, el bombo, el redoblante, los platillos, las trompetas y las maracas: “Moliendo café”. Hasta la fecha, sigue siendo un referente del ritmo tropical del Caribe. 

“Cuando la tarde languidece, renacen las sombras, y en su quietud los cafetales vuelven a sentir, esa triste canción de amor de la vieja molienda, que en el letargo de la noche parece gemir. Una pena de amor, una tristeza, lleva el zambo Manuel en su amargura, pasa incansable la noche moliendo café, que en el letargo de la noche se deja sentir”.

Durante esa alborada salsera conquistó hasta el mercado de Japón e Indonesia, conociéndose más de 800 versiones, incluyendo algunas muy sonadas a cargo de Javier Solís, Julio Iglesias, Ricardo Montaner, José Feliciano, Trío Los Panchos y hasta ritmo de mambo por Pérez Prado. Para iniciar este día bailando, sugiero al dúo musical español ¡Azúcar Moreno!

 

SI TE AGRADA ESTE PROYECTO DE REVISTA PERFILES, AYÚDANOS A MANTENERLO Y CRECER, DONA A LA TARJETA OXXO 4766 8416 4653 8598

NUESTRO AGRADECIMIENTO.

Comparte este artículo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *