UAN

Medidores de dióxido de carbono, determinaron actividades presenciales en la UAN

>> En lugares sin un nivel óptimo de oxigenación, se optó por instalar purificadores que ayudaban a reducir el nivel de dichas emisiones, mejorando la calidad del aire.

Staff Revista Perfiles

En la Universidad Autónoma de Nayarit (UAN) se han implementado diversas acciones y medidas para contener los efectos de la pandemia por Covid-19 y, a su vez, seguir brindando los servicios que esta casa de estudios pone a disposición de los nayaritas.

Por lo anterior, conscientes de la importancia de las prácticas académicas en distintas carreras, se dio la apertura de laboratorios, clínicas y aulas especiales para llevar a cabo actividades presenciales en distintas Unidades Académicas, tales como Salud Integral (UASI); Odontología (UAO); Ciencias Químico Biológicas y Farmacéuticas; Enfermería (UAE), Turismo (UAT) y Ciencias Básicas e Ingenierías (UACBI).

La apertura de estos espacios fue posible gracias a la implementación de medidores de emisiones de dióxido de carbono (CO2), lo cual arrojaba un primer dato para decidir si las instalaciones contaban con la suficiente ventilación para actividades escolares. Esto permitió definir protocolos para el uso de estos espacios, determinar el tiempo de las sesiones, cuántos recesos se podían tomar entre clases y, sobre todo, el número de personas permitidas.

Para los lugares que no contaban con un nivel óptimo de oxigenación y apenas superaban el límite establecido de emisiones de CO2 (800 ppm), se optó por instalar purificadores que ayudaban a reducir el nivel de dichas emisiones, mejorando la calidad del aire.

El éxito de estas medidas, impulsó la apertura de las áreas administrativas, donde, además de instalar purificadores, se suministró de insumos para la higiene, como lo es gel antibacterial, jabón de manos, desinfectante, entre otros.

De esta forma, con el uso de esta tecnología (40 purificadores instalados), la UAN logró garantizar la pureza del aire en los espacios académicos y administrativos, lo cual permitió culminar el ciclo escolar 2020-2021, periodo que fue enmarcado con el repunte de la pandemia en todo el País; sin embargo, gracias a las medidas establecidas, en la Universidad se logró mantener un 5% en el riesgo de contagio, según estudios de LANIIA – Nayarit.

Comparte este artículo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *